29 de julio de 2019

Netflix de la utopía distópica

Vivimos en la era (y no del pueblo), donde "casi" todo el mundo está enganchado a Netflix, todo consiste ver en un día una serie de millones de capítulos, eso sí una vez vista, pasa al olvido absoluto, es lo que tiene la amnesia de estos tiempos.

¿Te has preguntado últimamente cuánto dura una buena película en cartelera o una buena canción? Ah bueno que ya apenas se va al cine o de conciertos, yo sí ehhhh.

Todo es tan efímero que asusta, da la impresión como si quisiésemos vivir la vida a prisa para morirnos antes, prometo que no tengo ninguna prisa en vivir mi vida, me gusta vivirla y disfrutar sus 24 horas al día, como si no hubiese un mañana, en realidad el mañana siempre está por llegar.

Ahora tenemos tele a la carta, radio a la carta, menús a la carta, series a la carta, vidas ajenas a la carta, morbo a la carta, utopías a la carta, distopías a la carta, atontamientos a la carta, nos lo jugamos todo a una carta pero sigamos enganchados al Netflix de la utopía distópica, por cierto, Netflix en España paga 3156€ de impuestos. ¡Toma ya!

Hay que unirse, no para estar juntos, 
sino para hacer algo juntos.
Juan Donoso Cortés

Irma Basarte10.-

10 comentarios :

  1. Lo de Netflix rechina los dientes en todos los sentidos y aspectos. Ojalá nos unamos para hacer algo juntos pronto.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Tenemos más canales que nunca y nada que nos guste. Un beso

    ResponderEliminar
  3. El caso es tenernos atontados con algo: series, móvil, series en el móvil y canales de series... en fin, no se atonta el que no quiere y , por ejemplo, la lectura no atonta, pero ¿¿¿¿quienes leemos??? quiero pensar que bastantes personas, pero quizá no todas las que debieran, sobre todo lectores jóvenes. A niños y jóvenes es el público mayoritario al que van dirigidas estas cadenas de tv , son los que más visualizan a la carta y los que menos leen libros de literatura (no me refiero a los manuales de la play y esas mandangas).
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Además el atontamiento para los que se benefician de él les sale casi gratis, ejemplo claro los impuestos que paga Netflix en nuestro país, está claro que aquí pagamos impuestos los de siempre.

      Ahora podemos disfrutar el atontamiento a la carta, nos quieren atontados y vamos creo que ya lo tienen más que conseguido.

      Besines utópicos, Irma.-

      Eliminar
  4. Hay que pensar que cada uno ELIGE lo que desea ver en Netflix y si la serie tiene muchos capitulos no se necesita verlos todos en un día

    Netflix es muy útil para los enfermos, yo amo el cine y ver peliculas en pantalla grande, sentada en mi butaca pero..... cuando mis dolores no me dejan salir busco en Netflix -tenemos una cuenta entre tres y cuesta casi nada- y encuentro allí pelis que no vi o que quiero volver a ver y documentales y alguna serie interesante.- Estuve viendo una serie francesa que me gustó, pero no la vi en un día, ni en una semana.-
    No hay que condenar lo que no nos gusta porque puede tener buen uso para otros.
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En realidad en el post no condeno a nadie, más bien critico que Netflix en España pague 3156€ de impuestos, me parece simplemente vergonzoso, por ahí iban los tiros de mi post utópico distópico.

      Besines utópicos, Irma.-

      Eliminar

Gracias por vuestros comentarios utópicos y sobre todo por creer en utopías, Irma.-